Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

José Luis Centella reclama la unión cívica de la Europa obrera

El secretario general del PCE, José Luis Centella, interviene junto a Cayo Lara y a los líderes sindicales de CCOO y UGT en la fiesta anual del Partido donde ha reflexionado sobre “la Europa soñada que se ha convertido en la Europa de la pesadilla para la amplia mayoría social de este país” y por lo que propone batallar conjuntamente por la hegemonía de la clase obrera.

La Fiesta del Partido Comunista de España (PCE) ha servido como escenario en San Fernando de Henares para celebrar un acto conjunto de los secretarios generales de los sindicatos mayoritarios – CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez-, el secretario general del PCE, José Luis Centella y el coordinador de Izquierda Unida, Cayo Lara, que ha puesto de relieve la necesidad urgente de estas cuatro organizaciones para exigir más contundentemente a Mariano Rajoy la convocatoria de un referéndum que consulte a la sociedad española sobre las medidas de ajuste que está imponiendo la Troika y que fue el motivo que sacó a la calle a cientos de miles de personas el pasado 15 de septiembre.

Centella ha aseverado que la posición del PCE no corresponde a la de entender la democracia como dejar una papeleta en una urna cada 4 años, que ganar las elecciones no es un cheque en blanco y que Rajoy está deslegitimado como presidente del gobierno por haber incumplido su programa y haber mentido al conjunto de la sociedad española, por lo que pidió un referéndum que legitime su política. Centella enfatizó “Hay que decir a este gobierno que queremos más democracia. Hoy el Parlamento no cumple su papel y queremos revitalizarlo”.

En cada una de las intervenciones se ha puesto de relieve la necesidad urgente de rescatar la democracia, secuestrada por las fuerzas económicas en este momento, la necesidad de recuperar el prestigio de la política frente al ataque que sufre, junto a los sindicatos y lo público en general, y reconquistar los derechos que han sido arrebatados a la sociedad española a través de recortes en derechos sociales, laborales y económicos.

Este encuentro, del Partido y sindicatos le ha servido a Centella para llamar a la unión: “Hace falta una gran movilización cívica ciudadana que haya frente a la derecha desde el ámbito europeo” Destacó la importancia de presentar una alternativa clara que combata” a esta Europa al servicio del mercado y del capital” planteando la necesidad de pasar a la ofensiva y reconstruir el marco europeo”. Y dentro de esa ofensiva apuntó, el camino: “avanzar en la hegemonía de la clase obrera organizada”.

El secretario general del PCE sintetizó su intervención con la idea de que “Hay que construir la alternativa que demuestre que es posible avanzar y acabar con este sistema explotador” Y para presentar esa alternativa, concluyó, “vamos a construir un bloque democrático alternativo que haga frente a la derecha de este país”

Ante un anfiteatro que reclamaba la huelga general a los líderes sindicales presentes, Ignacio Fernández Toxo ha reivindicado la necesidad de ir más allá de la huelga, aludiendo a la reflexión del PCE para ponérselo más difícil al actual gobierno y por lo que propone la recuperación de la hegemonía social, advirtiendo que ya no se trata de un conflicto entre asalariados y sus empleados sino que incluye a muchos más sectores que están siendo avasallados por el gobierno como los jóvenes, o los inmigrantes, afectados por estas políticas.

El líder de CCOO ha destacado que las políticas de Rajoy provocan el retroceso democrático, pero también cultural, económico y social y que por tanto, la izquierda debe emprender una lucha que supere los centros de trabajo y que llegue de una vez, al conjunto de la sociedad española.

El líder de UGT, Cándido Méndez, por su parte ha profundizado en el ataque, que desde la derecha se ejerce contra los sindicatos acusándoles de ser beneficiarios de privilegios. Méndez ha señalado que los privilegios son ventajas usurpadas y que los sindicatos no han usurpado nada, sino que la clase trabajadora es quien les ha puesto donde están y respondiendo que quienes han usurpado los privilegios en este país han sido la Iglesia y el poder económico, con el beneplácito del partido popular.

Méndez denunció que este gobierno quiere pasar del estado de derecho al estado de asistencial y exigió al gobierno una consulta popular. También se manifestó absolutamente convencido de la necesidad de un cambio en la ley electoral que no castigue a fuerzas como Izquierda Unida.

Por su parte, Cayo Lara ha centrado su intervención en las alianzas que existen en las políticas ejecutadas por los gobiernos del PP y del PSOE, alianzas que nos han llevado a la intervención económica de España, que comenzó en 2010 y que tuvo su punto álgido con la reforma del artículo 135 de la Constitución Española.

Lara ha criticado a estos dos partidos y a su aliado natural, CIU, por haber sido partícipe de esto, y que ahora se escuda tras alegatos de patrias y banderas que no hacen más que intentar tapar que el principal problema de este país es la lucha de clases, en alusión a los últimos acontecimientos referidos a la voluntad soberanista del gobierno de Mas.

Lara ha acusado también al PSOE de haber permitido esta mayoría absoluta del PP por no haber cambiado la ley electoral cuando tuvieron oportunidad de hacerlo. Responsabiliza a ambos de ser encubridores de quienes han provocado esta crisis, del poder económico que ha estafado al conjunto de la mayoría social española.

En este sentido, Lara ha defendido el papel del PCE, de quien IU se ha nutrido para ser la fuerza que defiende la honestidad política. El Partido ha contribuido a la cohesión que hoy, más que nunca, rodea a Izquierda Unida. Además, Lara ha señalado que “frente a aquellos señalan que el PCE es un lastre, hay que decirles que no intenten que pidamos perdón por ser comunistas”.

Cayo definió los tres grandes problemas de nuestra sociedad como el secuestro de la democracia, que ha quedado en manos de los poderes financieros; el ataque contra los partidos y sindicatos de clase; y el expolio de los derechos sociales y civiles. Frente a estos males planteó cuatro prioridades de lucha: recuperar la democracia; recuperar el prestigio de la política y de lo público; defender y reconquistar los derechos; y generar alternativas. Y concluyó con contudencia “El PCE tiene que ser la vanguardia para crear esa alternativa”.

Pedro Ortega en http://mundoobrero.es/

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *